Idioma
¡Hola ! 👋

Su idioma actual :

Otros idiomas disponibles:

Blog

Consejos para la vida

featured-image-blog-siempre-quise-ser-mi-ex
Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn
Reddit
Correo electrónico
¿Sigues soñando con tu ex? ¿Te gustaría entender por qué vuelve por la noche, cuando ya has seguido adelante con tu vida? Tu realidad es una cosa, estás seguro de ti mismo, pero cuando te despiertas, a veces te sientes confundido(da)? ¿Qué es verdad? ¿Qué es real? ¿Sabías que tus sueños te muestran las claves de tu futuro? Las claves de tu cambio... Los códigos que viven dentro de ti y que influyen en tus pensamientos, tu corazón y tus decisiones... Incluso cuando no lo sabes.

Todavía sueño con mi ex

De día amo a un hombre y de noche a otro... ¿Soy normal? 

Estabas en sus brazos, incluso sentías su olor... Lo habías olvidado... pero por la noche lo sigues recordando... Y tus sueños son tan reales que cuando te despiertas te sientes culpable... Tu marido durmiendo a tu lado... Te sientes avergonzada por estos sueños que vuelven una y otra vez... 

En este artículo, descubre por qué millones de personas sueñan con sus relaciones pasadas y lo que significa realmente.

Perseguido por el pasado

Para muchos está claro que la relación ha terminado, sin embargo, en los sueños el pasado suele resurgir de forma sorprendente. 

Todos tenemos una reserva de recuerdos o memorias y esta nos define como persona. Esta reserva define nuestras atracciones, nuestras perturbaciones e incluso nuestra forma de amar... 

Alguien que ha sufrido en el pasado, que ha sufrido por ser traicionado, por ejemplo, ha grabado cientos o incluso miles de recuerdos negativos sobre el amor que influirán en la forma en que a veces cerrará su corazón, por miedo a volver a sufrir.

Y cuando el ser "olvida" sus sufrimientos, porque los reprime por ejemplo, estos entran en una reserva llamada inconsciente. Este lugar es donde residen los datos de lo que eres, pero de lo que no eres consciente.... Y cuando esta reserva se llena -aquí en el contexto de los recuerdos negativos-  puede llevar a la depresión. Porque el "sistema" ha acumulado demasiada presión... Al igual que una pareja que acumula demasiada frustración, palabras no dichas o ira, puede acabar optando por separarse.

Todos somos ordenadores vivientes que registran los recuerdos positivos y negativos, cada momento de nuestra vida... Y por la noche, a través de los sueños, nuestra conciencia bucea en esta reserva inconsciente para comprendernos mejor, y evitar a veces desgracias aún más intensas.

Si tan solo supieras cuántos problemas podemos evitar en nuestras vidas a través de la ciencia del sueño... El ser humano, es absoluto, debe aprender tarde o temprano a descifrar su conciencia y sus recuerdos para poder limpiarse por dentro.

Si te persigue el pasado, significa que tu alma está buscando respuestas ahora... e igualmente que estás preparado para ir más allá... Aprender a transformar los viejos recuerdos negativos en positivos.

¿Es posible volver a amar?

Con este artículo quiero decirles a todos aquellos que están pasando por un desamor y que miran al futuro y se preguntan: "¿Es posible volver a amar?"... ¡Sí! Os digo que es posible volver a amar... Incluso es posible amar mejor... Es como levantarse después de haberse caído.... Pero para conseguirlo, a veces tenemos que hacer la limpieza a nuestro ordenador interior... y a nuestra forma de concebir la presencia del otro en nuestra vida.

Y en este viaje de reparación del "corazón roto", los sueños son realmente la llave para abrir las puertas de los recuerdos interiores...

Y con valor, en un sueño, puedes afrontar la verdad, ir a ver por qué te duele, por qué fracasó esa relación, y sobre todo qué puedes mejorar en ti para que un día vuelvas a encontrar el amor bajo un nuevo día... un día vuelvas a encontrar el amor bajo un mejor día... y también para que el amor sea sinónimo de feliz longevidad...

¿Es posible seguir amándolo?

Sí, es posible que aún la ames, soñando a menudo que mantienes una relación con tu ex... Pero cuanto más expertos nos volvemos en el análisis de nuestros sueños, más comprendemos que todo se trata de "porcentajes" y "partes del yo"... Empecemos por explicar la dinámica de los porcentajes:

Un buen sueño o pesadilla siempre representa porcentajes de nuestros pensamientos, emociones y/o acciones. Esto significa que puedes soñar con una tristeza que llevas dentro, pero sólo representará 3% de tu estado actual... O puedes tener el mismo sueño pero representará 40%... Todo depende de tu acumulación de recuerdos y de tu capacidad de renovación.

Alguien que es súper celoso en el amor, a veces también soñará con situaciones de celos... Y si esta persona es súper celosa su sueño puede representar 79% de su personalidad real... Mientras que otra persona podría recibir un sueño similar y sólo tener 0,8% de celos en términos de acumulación...

Todo esto para explicar que sí, que si sigues soñando con tu ex es posible que aún le quieras, o que sigas queriendo lo que significa para ti... Si era rebelde por ejemplo, si eso es lo que significa tu ex para ti, entonces puedes entender que te siga atrayendo, no siempre pero sí a veces, esa fuerza de rebeldía, de lucha contra los demás para conseguir lo que quieres, y a veces de querer demasiado hacer las cosas a tu manera, etc.

Atraemos lo que somos

Atraemos lo que somos, así que tus sueños te muestran que aún eres un poco como tu ex en algunos aspectos, muchas veces en lo negativo, porque a veces no hemos terminado de aprender de una situación, incluso cuando hemos terminado de vivirla... Todavía podemos procesar varios parámetros dentro de nosotros mismos...

Y vivir con alguien, compartir en pareja es una experiencia muy íntima... A menudo decimos: "Estoy en ello" y este tipo de expresión es muy gráfica, pero al mismo tiempo significa simbólicamente lo mucho que compartimos de nosotros mismos y lo mucho que la otra persona puede influir en nosotros, entrar en nosotros en términos de comportamiento, memoria e influencia emocional.

Y si eres super ordenado como persona, pero atrajiste a un ex completamente desordenado, eso también significa algo... La vida se puede analizar exactamente como un sueño... Significa que en algún lugar, en lo más profundo de ti, tú también eres un poco así a veces o en ciertos contextos específicos... Y también puedes atraer como pareja a una persona que se parezca a quien solías ser.... Hmm... es súper interesante cuando lo piensas, la ciencia de las resonancias.... 🙂 .

Una parte de mí

El otro siempre es una parte de ti en el sueño... ¿Por qué? Porque visitamos nuestra propia conciencia por la noche, así que ves cómo este símbolo vive en ti... ¡Un momento, para! ¿Qué significa todo esto? 

Significa que si sueñas con tu ex, en una playa con un perro: todos los símbolos son una parte de ti: tú eres tu ex, tú eres la playa, tú eres el perro y tú eres tú... Te visitas a ti mismo por la noche, visitas tus propios porcentajes de recuerdos.

Así que no debes tener miedo de soñar con tus ex 🙂 Porque en realidad son un símbolo que representa facetas del pasado que aún existen en ti como símbolo.

A veces eres demasiado amable, a veces romántico, a veces demasiado distante o dependiente... Como este o aquel ex... Y tus sueños te lo muestran... Muestran diferentes facetas tuyas.

Se ha acabado en la realidad, pero ¿y si aún no se ha acabado en ti?

En definitiva, soñar con tu ex significa que algún porcentaje de lo que esa persona significa para ti sigue ahí... sigue pegado a ti...

Puedes mudarte de casa, pero seguir sintiéndote triste... No es el cambio concreto lo que cambiará todo en ti... Así que es lo mismo en una pareja, puedes cambiar a tu cónyuge y seguir sintiéndote triste, sin encontrar la verdadera felicidad... La cual que no debes buscar a través del otro, la debes encontrar en ti mismo... Aunque un día una pareja feliz y fusionada pueda realmente autogenerar la felicidad mutua y profunda...

Cuando sueñas que estás haciendo el amor con tu ex o te ves besándole, lo que tienes que cuidar es no despertarte y pensar en él todo el día, pensando que va a volver a tu vida o que te sigue queriendo, ¡porque a veces esto puede ser sólo simbólico!

Aunque las premoniciones existen, hay pocos contextos en los que se convierta en una premonición, porque millones de personas sueñan con su ex y no todas vuelven a estar juntas (risas).

Por eso es importante no proyectar y conceptualizar un reencuentro, ni perderse en los meandros del pasado... Porque muchas veces puedes soñar con tu ex y tal vez él o ella no sueñe contigo o no comparta las mismas afinidades, etc.

Debemos entonces tener cuidado de no proyectar en el mundo exterior, sino más bien preguntarnos lo que esta persona representa para nosotros, ya que se convierte en un símbolo en una ecuación onírica muy interesante de comprender, sobre nosotros mismos y sobre lo que todavía tenemos que finalizar en relación con esta antigua relación. 

Cambiar de relaciones como cambiar de zapatos

¿Quieres saber la verdad del asunto? La verdad es que la mayoría de las personas cambian de relación demasiado rápido. Terminan una relación que ha creado un fracaso en su vida y por necesidad, por búsqueda de llenar el vacío, la carencia, comenzarán una nueva relación demasiado rápido. A menudo sin haberse tomado el tiempo de hacer balance, de hacer las paces y de renovarse como persona.

No puedes cambiar una relación como cambias un par de zapatos, porque tu inconsciente está lleno de recuerdos con esa persona, recuerdos que han sido compartidos a un nivel íntimo, a un nivel mucho más profundo de lo que puedes imaginar... 

Se necesita tiempo para hacer un balance de tu vida cuando decides terminar una relación y como la gran mayoría no se toma el tiempo de interiorizarse, de hacer un balance de sí mismo, los sueños nos recuerdan lo que aún vive en nosotros en términos de recuerdos... Los sueños pueden traer a la superficie un pasado difícil, no digerido, un miedo a ser engañado, etc. Los sueños pueden hacer aflorar un pasado difícil, no digerido, un miedo a ser engañado, etc. Siempre para ayudarte a mejorar y, finalmente, liberarte de lo que aún te retiene...

¿Por qué soñar con tu ex?

Así que, al final, ¿por qué sueñas con tu ex? Para conocerte mejor... Para entender esos "famosos" porcentajes de memoria...

Porque si todavía estás "conectado" a aquel o aquella que una vez amaste, así sea sólo en un 20%, en tu corazón, en tu alma... Este 20%, te impide amar a 100% a la persona que está actualmente en tu vida o a la que vendrá un día... 

Hmm... Así que limpiar nuestros recuerdos es interesante al final, para un día encontrar todo nuestro potencial al 100%... Para un día amar al 100% ❤︎

Leer el artículo completo
Mostrar
featured-image-blog-un-reve-a
Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn
Reddit
Correo electrónico
¿Sabías que los sueños tienen una lógica que revela las dimensiones más profundas de nuestra conciencia y existencia? De hecho, todos los elementos de nuestro sueño, ya sea un objeto o una persona, son en realidad símbolos, que hemos codificado a través de nuestras propias experiencias, con sus dimensiones positivas y negativas. Todos estos símbolos forman parte del soñador y le representan, incluso cuando visita a otros en sueños. ¿Sabías que el sueño es un mensaje de nuestra mente inconsciente que nos muestra por qué pensamos, sentimos y actuamos de determinada manera?

Los sueños: viajes a veces confusos

A primera vista, un sueño puede parecer abstracto, ilógico, confuso. ¿Cómo puede un sueño cambiar una vida? Imagino que ya has tenido la experiencia de despertarte y sentirte confuso después de un sueño intenso. A veces, la atmósfera de nuestro sueño puede incluso "pegarse" a nosotros y confundirnos durante todo el día; puede que incluso necesitemos 3-4 segundos para saber dónde estamos, tan poderoso fue el viaje interior.

La profundidad de un sueño

Pero, ¿qué ocurre cuando soñamos? ¿Cómo podemos ver en un sueño cosas que nunca hemos experimentado en la vida real o incluso visto en una película? ¿Cómo es posible que un sueño pueda tener un efecto tan profundo en nuestro estado de ánimo, incluso hacernos sudar, despertarnos con miedo o peligro? ¿O para asombrarnos con revelaciones sorprendentes, incluso premonitorias?

Skynet

Cuanto más estudiamos los sueños, más descubrimos hasta qué punto nuestra conciencia y nuestro inconsciente están interconectados con nuestros recuerdos, con los programas de vida, que no sólo están vinculados a nuestra propia experiencia, sino también a la de los demás, y a las múltiples dimensiones del Universo. El sueño es un acceso a nuestro ordenador interior, pero también a lo que podríamos llamar el Skynetel Internet universal.

Las multidimensiones de los sueños

Cuanto más evolucionamos con los sueños, más descubrimos que pueden llegar a ser como un motor de búsqueda, una posibilidad de recibir respuestas a nuestras preguntas más íntimas y secretos más útiles. Nos revela quiénes somos y nos lleva gradualmente a acceder a los misterios del Universo y a las multidimensiones que lo constituyen.

Un sueño puede cambiar una vida

Un sueño puede cambiar nuestra vida porque, básicamente, nos permite identificar nuestras disfunciones internas antes de que se manifiesten concretamente, ofreciéndonos así la posibilidad de transformarlas y mejorarnos.

Para entender los sueños debemos saber que el sentido de nuestra existencia es sólo desarrollar cualidades, convertirnos en una mejor persona, en una mejor alma. Así, a través de nuestras múltiples experiencias y realidades (y las de nuestros sueños) aprendemos a vivir, a pensar, a amar; integramos lecciones de sabiduría que transforman nuestras elecciones, y modifican los rumbos de nuestra vida.

Un símbolo en un sueño

Tomemos el ejemplo del símbolo de la madre en un sueño. En primer lugar, es importante saber que un símbolo puede ser tanto positivo como negativo, dependiendo de cómo aparezca en el sueño.

Si vemos que nuestra madre en el sueño es amable, correcta, luminosa, en un contexto positivo, entonces representa una parte de nosotros que revela cómo nos cuidamos a nosotros mismos, así como nuestra dimensión y expresión emocional para nosotros y los demás: nuestra actitud de cuidado, protección y crianza en el nivel interno. Es importante saber que todos (seamos hombres o mujeres) tenemos el símbolo de la madre dentro de nosotros. Negativamente, la madre representará las dificultades para amarse a sí mismo, cuidar de los demás y de uno mismo, etc.

Combinación de los símbolos

Un símbolo debe ponerse siempre en contexto dentro del sueño y también en función de los demás símbolos que se presentan. Lo que más tiempo lleva a la hora de estudiar la interpretación de los sueños y los símbolos es establecer el vínculo entre ellos. En concreto, la madre, si ella se encuentra en un contexto de origen (el hogar de la infancia, por ejemplo), indicará nuestros recuerdos y lo que hemos vivido, lo que nos ha influido y lo que constituye nuestra base emocional.

Si todo está bien en el sueño, entonces genial. Pero si hay problemas, entonces esa experiencia antigua es un código fundamental a nivel emocional que influirá en muchos aspectos de lo que somos y de nuestra vida.

La importancia del contexto

Si nuestra madre en el sueño está en un contexto social actual, ella indicará si nos cuidamos cuando estamos con los demás, o si nos olvidamos completamente de nosotros mismos y nos perdemos en nuestras relaciones sociales.

Además, para poder interpretar un sueñobien, a este simbolismo general, a veces añadimos las cualidades o debilidades de nuestra madre, según las percibimos. Por ejemplo, puede ser alguien con una gran motivación, ser enérgica a la hora de empezar proyectos, ser leal a sus valores; o puede haber sido demasiado sumisa, o una persona complicada, crítica o controladora.

El origen de nuestros comportamientos

Así, en un sueño positivo o negativo (o medio-medio), nuestro inconsciente nos hablará de este aspecto de nosotros mismos, de nuestra dimensión materna, amorosa o no, mostrándonos a veces desarrollos sanos o cosas por cambiar, que nos afectan, y que pueden afectar tensamente nuestras relaciones actuales.

El sueño nos dirá en qué contexto nos comportamos así con nosotros mismos, y con los demás en la forma en que los acompañamos, y sobre todo de dónde viene este comportamiento, qué lo creó.

Transformar los recuerdos

Al aplicar el lenguaje simbólico en nuestros sueños, podemos remontarnos a nuestras memorias inconscientes para limpiarlas, para reprogramarnos y no volver a repetir patrones cíclicos a pesar de nosotros mismos, como una ruptura repetitiva con la pareja en un contexto muy similar, situaciones de acoso en nuestro entorno profesional, un periodo de depresión que indica un desbordamiento acumulado durante mucho tiempo, etc.

Por lo tanto, un sueño puede permitirnos que nos liberemos de nuestros recuerdos negativos, de nuestro karma, tomando conciencia de las causas de los comportamientos que nos han limitado y/o hecho sufrir durante años.

Un solo sueño, entendido en profundidad, puede cambiar completamente nuestra forma de pensar y de ser, nuestro destino, y permitirnos avanzar hacia lo que es correcto para nosotros mismos y para los demás.

Reprogramarse a sí mismo

Los sueños son también una de las experiencias espirituales más avanzadas cuando sabemos interpretarlos y utilizarlos para el bien de nuestra evolución. Porque en un sueño se nos revelan los recuerdos inconscientes que nos habitan... Se nos habla de nuestras formas de pensar, sentir y actuar... Que son benévolas o dañinas, que crean alegría o bloqueos. Y esto, en todas las esferas de nuestra vida, y en todos los planos de nuestro ser.

Un sueño puede incluso explicarnos por qué estamos enfermos, y qué recuerdos han creado nuestra enfermedad. Gracias a un sueño, podemos incluso anticiparnos a la manifestación concreta de una enfermedad, porque al transformar la dinámica negativa a nivel de nuestros conceptos más profundos, podemos cambiar la programación de nuestro cuerpo.

La clave de nuestro futuro

El sueño también tiene una dimensión premonitoria, puede ayudarnos a orientarnos en nuestra vida para tomar las decisiones más adecuadas para nosotros y para los demás.

Utilizando el sueño para tomar decisiones importantes en nuestra vida, podemos acceder a las consecuencias de nuestras elecciones. Por ejemplo, podemos preguntarnos antes de ir a dormir, ¿es correcto para nuestra evolución asociarnos profesionalmente con tal persona? Podemos recibir un sueño que nos muestre una empresa abandonada con una sensación de vacío, de tristeza. En este caso, el soñador conocerá su destino si elige este camino... Porque el sueño da acceso a un cálculo universal de todos los elementos, recuerdos, de uno mismo, del otro, y de nuestras afinidades, compatibilidades o incompatibilidades. Así, podemos recibir todo tipo de sueños para guiarnos, aprendiendo a hacer preguntas.

La respuesta recibida también puede ser profunda, explicando que el soñador tiene que transformar tal o cual cosa antes de que sea posible, sin decirnos necesariamente de inmediato si funcionará o no. El objetivo es siempre, ante todo, desarrollar las cualidades.

Es esencial recordar esto cuando se trabaja con los sueños y se utilizan para hacer preguntas. Si sólo utilizas los sueños como una bola de cristal, de forma egoísta y demasiado materialista, te confundirás muy a menudo, ya que la primera meta y el objetivo final es el desarrollo de las cualidades. Con el tiempo, cuanto más se trabaja en uno mismo, cuanto más se limpian los recuerdos, más precisos son los sueños, y sí, pueden indicar claramente una orientación en el plano concreto y material.

Lo esencial

Estudiar los sueños es también desarrollar mucha humildad, porque hay que analizarlos volviendo a uno mismo, porque un sueño siempre habla del soñador con total transparencia.

 

Leer el artículo completo
Mostrar
featured-image-blog-extreme
Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn
Reddit
Correo electrónico
La espiritualidad vivida de forma correcta es una fuente de armonía, bienestar, descubrimiento y comprensión profunda del ser y del Universo.

A veces, al principio del camino, ocurre que al profundizar en la espiritualidad, en las meditaciones y en las reflexiones, algunas personas se vuelven duras consigo mismas... Pueden incluso volverse demasiado extremas en sus principios y valores; se vuelven puntillosas, críticas consigo mismas o con los demás, incluso intolerantes cuando se sienten, por ejemplo, en la adversidad o con algunos que se oponen a su visión del mundo...

¿Pero por qué? En este artículo, presentamos las principales memorias inconscientes que nos influyen en nuestro camino, en nuestra espiritualidad, que pueden hacernos duros, rígidos con nosotros mismos o con los demás... Descubriremos que no es la espiritualidad en sí misma la que lleva a volverse extremista, sino nuestros recuerdos inconscientes que influyen profundamente en la forma en que recorremos este camino espiritual...

Y sin embargo, ¿qué significa ser espiritual?

Contrariamente a lo que la mayoría de la gente piensa, ser espiritual no es simplemente rezar o practicar un determinado ritual; ser espiritual es ser cualitativo en todo lo que hacemos... Porque la espiritualidad es un camino de evolución, de perfeccionamiento que puede acoger a todos los que desean conocerse a sí mismos y comprender mejor el sentido profundo de la vida, y esto, sea cual sea la tradición, la religión, etc.

Aunque muchos casen religión y espiritualidad, ser espiritual no depende de una práctica religiosa, al contrario, es una filosofía, una forma de vivir en conexión con las múltiples dimensiones de la vida. Es también una búsqueda de una comprensión más profunda de lo que se experimenta... Una búsqueda de sentido en el "metro-busy-do"... Una forma de intentar comprender la vida y comunicarse más profundamente con ella, con uno mismo...

Y ser espiritual, en realidad, es querer convertirse en la mejor versión de uno mismo, buscando desarrollar cualidades de vida que generen felicidad a todos los niveles...

Todo el mundo busca la felicidad... y de una manera u otra todo el mundo es espiritual, sin saberlo a veces... Un hombre que ayuda desinteresadamente es espiritual, un niño que baila bajo la lluvia es espiritual... Un enfermo que sonríe a la vida es espiritual... Todos tenemos nuestros momentos de profundidad y todos tenemos la capacidad de conectar con una fuerza mayor que nosotros mismos...

Además, cuando la medicina, por ejemplo, es incapaz de responder a los males experimentados, muchas personas recurren a la espiritualidad para encontrar una causa profunda de su malestar interno o externo... Y hay que saber que la espiritualidad puede realmente dar respuestas, y sí, respuestas mucho más precisas y lógicas de lo que se piensa, pero para eso hay que encontrar realmente una Enseñanza espiritual moderna y equilibrada... y sobre todo buscar respuestas con discernimiento, para no entrar en el extremismo que destruye en lugar de ayudarnos a construir...

Perfeccionismo y altos ideales

El perfeccionismo es una esencia que en su vertiente positiva nos ayuda a mejorar, a superarnos para alcanzar lo mejor de nosotros mismos... Pero a veces el perfeccionismo también puede mermar nuestra moral, y hacernos secos, demasiado analíticos, demasiado cuadrados, insatisfechos...

Nuestro plano emocional puede entonces estancarse y provocar profundas frustraciones si no somos capaces de reconocer nuestros esfuerzos, de felicitarnos por los pasos que damos... Y de amar la vida en la perfección de sus imperfecciones...

Este perfeccionismo puede afectar a nuestras aspiraciones espirituales. Tener ideales, valores espirituales en nuestros conceptos es algo positivo, porque nos permite seguir nuestro sueños La fuerza de la intención puede conducir a la manifestación de nuestras más altas aspiraciones. El poder de la intención puede conducir a la manifestación de nuestras mayores aspiraciones...

https://images.unsplash.com/photo-1491555103944-7c647fd857e6?ixlib=rb-1.2.1&q=85&fm=jpg&crop=entropy&cs=srgb&ixid=eyJhcHBfaWQiOjYzOTIxfQ

Sin embargo, los altos ideales pueden, combinados con ciertas debilidades, llevarnos a ser extremistas. Cuando nuestras metas son demasiado grandes, cuando queremos llegar a la cima Cuando nuestro ego empieza a jugarnos malas pasadas... Porque necesitamos ciertas cualidades en paralelo para alcanzar esas altas cumbres de forma justa, sin hacernos daño sino al contrario, fortaleciéndonos.

Falta de amor

Somos espirituales cuando hacemos todo bien para manifestarnos en conciencia, con la voluntad de hacer siempre lo mejor. La espiritualidad es poner el conocimiento en todo lo que hacemos. Nos observamos a nosotros mismos y trabajamos para transformar nuestras distorsiones, nuestras debilidades, cuando actuamos, sentimos o pensamos de una manera que sabemos que es incorrecta.

Cuando estamos en este camino pero nos falta la autocompasión, el amor, puede crear grandes discrepancias... Como un genio que se vuelve demasiado en su cabeza y no lo suficiente en su corazón...

Buscamos encarnar nuestros valores faltando a la dulzura, a la comprensión, a la bondad, lo que puede herirnos y a la vez impedirnos evolucionar, porque pretender aplicar el conocimiento sin amor no funciona... Esta actitud crea bloqueos, nos limita... Nos hace más conceptuales que concretos, nos lleva a la frustración... Nos encontramos entonces en un círculo vicioso de dureza, de exigencia, analizando nuestro entorno de forma desecante... Y podemos perder mucha energía en ello....

La vida es una escuela, y debemos acompañarnos con el mismo amor que ofreceríamos a un niño: Cuando quiere aprender algo, mejorar en alguna parte y se desanima, llora o se vuelve duro consigo mismo, le hablamos con amabilidad, le consolamos... Y este amor le da la voluntad de volver a empezar de una forma mejor para alcanzar sus sueños, puede entonces regenerarse de forma natural y tener éxito...

Para aprender de verdad, debemos amar...

En nuestra espiritualidad es el mismo proceso, tenemos que aprender a querernos de nuevo, a felicitarnos señalando nuestras cualidades, reconociendo en qué hemos actuado bien en nuestro día, etc... Esto es parte del camino para que nuestro aprendizaje sea efectivo y sin extremismos. Mantener el lado bonito del perfeccionismo que nos ayuda a superarnos, pero que no es demasiado exigente ni insatisfecho...

Falta de autorreflexión y de visión global

Volverse extremista con uno mismo o con los demás es también la signo que nos falta perspectiva, humildad y discernimiento.

Pero, ¿qué significa aplicar la autorreflexión? Es lo que hacemos cada vez que nos alejamos de una persona o una situación que nos afecta, para reconocer que lo que nos molesta en la otra persona es en realidad un reflejo de algo que nos molesta en nosotros mismos.

El otro es siempre un espejo del yo... En términos de porcentajes de recuerdos conscientes o inconscientes...

Cuando no lo hacemos, proyectamos nuestra propia perturbación hacia el exterior de diferentes maneras: A través de reproches, comentarios punzantes... O incluso tratando de influir en la otra persona para que corresponda a nuestros ideales, sin darnos cuenta de que al actuar así estamos siendo duros y a veces controladores... Todas estas actitudes contribuyen a extremar nuestra manera de vivir nuestra espiritualidad, y en general no nos damos cuenta de que estamos actuando de la misma manera con nosotros mismos...

Reforzar esta Ley de Resonancia, según la cual atraemos lo que somos tanto en los aspectos positivos como en los negativos, nos permite estabilizarnos, ser más sólidos y seguros en nuestro camino. Desarrollamos el desprendimiento, siendo responsables... Ampliamos nuestra visión global y descubrimos la verdadera humildad.

En efecto, a medida que profundizamos en nuestra espiritualidad, nuestra visión de la vida se amplía. Poco a poco vamos tomando conciencia de las diferentes memorias que conforman nuestro inconsciente, y del hecho de que nuestra alma experimenta, se construye a lo largo de vidas, y vidas... Que nuestras distorsiones son porcentajes de lo que somos, y que representan, una vez transformadas, nuestro mayor potencial positivo, cualitativo...

Con el tiempo nos damos cuenta de que la limpieza de los recuerdos se hace a diario con paciencia y amabilidad, y que esto nos permite elevarnos, mejorarnos e inspirar a nuestro entorno para que se transforme positivamente...

Esta visión colectiva y universal aporta una profunda serenidad... Pero puede verse obstaculizada o influenciada por una fuerza negativa que todos podemos experimentar, algo que a veces nos empuja a enfocar nuestra persona de forma negativa, a satisfacer egoístamente ciertas necesidades, ciertas inseguridades, etc.

Y algunas personas creen que ya han alcanzado altos niveles de espiritualidad, piensan que han llegado a la cima, cuando el camino no ha hecho más que empezar... A esto se le llama el ego espiritual.

El ego espiritual

Como hemos visto, la espiritualidad y el camino despiertan fuerzas en nuestro inconsciente que nos hacen sobresalir, ser mejores y otros recuerdos que nos pueden limitar. Hay porcentajes de recuerdos en nosotros, viejos comportamientos, formas de pensar que tenemos codificadas y que no necesariamente quieren mejorar, desarrollar cualidades... Mantener la calma en lugar de ponerse agresivos... Pedir disculpas en lugar de dominar... Nuestro ego forma parte de él, y su influencia en nosotros puede llegar a ser profunda.

Podemos reconocer fácilmente cuando nuestro ego espiritual nos está influenciando: Nos sentimos superiores a los demás, sentimos que tenemos la verdad absoluta, que lo que otros experimentan o nos han dicho es mucho menos importante que nuestro propio conocimiento y comprensión... lo que tiene el efecto de inferiorizar a las personas con las que nos comunicamos, y hace que estemos constantemente rodeados para alimentar esta fuerza negativa dentro de nosotros, o que nos aislemos.

Motivados por el ego negativo, podemos entonces encontrarnos en una forma distorsionada y retorcida de espiritualidad donde buscamos satisfacer nuestras necesidades personales, llenar nuestras inseguridades generadas por nuestro apego a la materia... Mucho más que evolucionar... Podemos entonces convertirnos en prisioneros de una ilusión que nos empobrece con el tiempo... y que nos hace perder de vista el verdadero camino espiritual...

El ego espiritual obstaculiza la comprensión del propio lugar en el proceso evolutivo individual y global. Una persona guiada por el ego espiritual no cuestionará sus propias actitudes, emociones y pensamientos, y no aplicará verdaderamente la Ley de la Resonancia, pues cuando lo hacemos con sinceridad y profundidad, la máscara del ego no tiene cabida, encontramos nuestro camino y nuestro equilibrio entre la autoconfianza y la humildad...

Soluciones y espiritualidad equilibrada, sin extremos

Es normal que afloren diferentes recuerdos cuando somos espirituales, y esto es un verdadero regalo del Cielo al mismo tiempo, que forma parte del camino... Encontrar nuestras debilidades significa que estamos preparados para transformarlas y pasar a otra etapa de comprensión...

Cuando percibimos que de alguna manera somos extremistas, podemos meditar con mantras positivos, como las técnicas del Mantra de la Angélica para desarrollar las cualidades que hay que trabajar cuando estamos experimentando el extremismo, por ejemplo La receptividad, es decir, la capacidad de escuchar, de acoger, el acompañamiento, la benevolencia, el amor, la indulgencia, el equilibrio, etc. Estas cualidades nos permiten reaprender a amarnos de verdad, a encontrar el equilibrio en nuestra forma de construirnos, a elevarnos, tanto interiormente como en nuestra forma de actuar...

El El mantra es una de las técnicas de meditación más antiguas Es tan poderoso como sencillo de practicar. Es tan poderoso como sencillo de practicar. Basta con repetir una palabra, un nombre sagrado o una frase que tenga un significado profundo.

Con el mantra, lo más importante es la intención, que debe ser positiva para generar una reprogramación positiva de la conciencia...

Trabajar con mantras es realmente proporcionar soluciones a nuestros problemas, porque nos convertimos en lo que nos repetimos internamente... Y cuantas más cualidades nos repitamos a nosotros mismos, más podremos programarlas en y alrededor de nosotros.

Nos convertimos en lo que nos repetimos a nosotros mismos...

Leer el artículo completo
Mostrar
Consejos para la vida